Dulces Bestias. Una obra de Compañía Nómada dirigida por Roberto Torres.

De vez en cuando realizo trabajos de los que me ponen muy verraco por la carga creativa que despliega, no tanto la parte fotográfica como el motivo o la razón de fotografiar. En este caso se trata de realizar un trabajo editorial basándonos en el último espectáculo de danza dirigido por Roberto Torres, uno de los grandes del archipiélago, y la Compañía Nómada.

Añadido a la creatividad de la obra he de decir que la danza es un medio de expresión que siempre me ha atraído por su plasticidad visual, a pesar de que no tengo ni pajolera idea he de confesar. Es por ello que, en la reunión que tuvimos antes de coger la cámara, ya comencé gozar cual enano en vísperas de la noche de Reyes sólo con los desbarres mentales que se nos iban ocurriendo conforme dábamos forma a la idea final.

De camino a la historia que queremos contar se nos ocurrió realizar la imagen del cartel para la obra, y es el motivo de esta nueva entrada.

El escenario ya lo empleé anteriormente en el homenaje a Rodney Smith que fotografié hace un par de años, y es que el lugar es de ensueño y se presta a crear una imagen con un punto de surrealismo, que es lo que perseguimos en esta ocasión. Empleamos otros dos escenarios más, pero el que finalmente se utilizó para el cartel es el ya citado.

 

 

Fotografía y diseño de cartel: Joaquín Ponce de Léon

Maquillaje: Rayco Studio

Modelo: Jesús Caramés